esta mañana cuando salia del metro he visto a uno de esos angeles (si, si de esos de las pelis americanas, que salen en las series y pelis cuando llega diciembre y ponen el tipico capitulo sobre ohh es navidad y ha venido un ángel a ayudarme y a salvarme de mil peligros)

primero ha recogido una botella de agua que estaba en el anden y la ha tirado a la basura y luego ha ayudado a una mujer con cien mil bolsas. estaba todo el rato muy serio y es que ser ángel en pre navidad debe ser una tarea muy díficil.

luego mientras volvia en mi bus de pensar (bus que cubre el trayecto casa – casa, es decir casa de mis padres mi casa), he escuchado a la mujer que iba sentada cerca del conductor, era algo asi:

– desde luego que asco de fiestas, todo gastar, y gastar, y para que ¡para nada !, y lo de decorar otra cosa igual para coger polvo, yo ya le he dicho a……que nada de decorar, que que asco…

y a mi me han entrado ganas mil de decorarlo todo, de pintar estrellas y ponerlas en la puerta, de mandar postales y de hacer pulseritas (esa es toda la gama de regalos manuales que sé hacer).

me he puesto super contenta y no sé porque (misterio misterio) me ha venido a la cabeza la canción de: la paz te doy a ti mi hermano, la paz que tengo en mi corazón… recibela recibelaa.. total que como no podia aguantarme he empezado a cantar bajito mientras iba para casa tan feliz, con la nariz congelada, cosquillas en la barriga y frio en los pies…

a veces pasan cosas mágicas, pero mágicas dentro de uno mismo. como que de repente me apetezca pintar cosas para darselas a la gente, como que me apetezca mucho llevar a mi madre al cine, como que mi tia nos invite a oirla cantar villancicos

sigo decidida a no sucumbir al consumismo brutal y sigo recordandome que no necesito nada. nada más que estar bien.

a mi madre le da miedo quedarse sola en casa. a mi me da miedo que le den miedo tantas cosas. le voy a pintar también a ella unas estrellas para la puerta de casa

Anuncios