primero ví el final de lost
después ví la peli de Mr.Nobody

luego soñé una cantidad de cosas incoherentes y cansadas (desde hermanas de 3 años con meningitis, colchonetas con los colores de españa ganadas de rebote, hasta concursos de cocina de pastelitos – de los cuales recuerdo perfectamente la receta, ummm -incluyendo campings y multitud de cosas no contables en post de señoritas – y por defecto también en el mio-)

luego empecé a leer “El castillo de los pirineos” mientras pensaba: joder otra vez…

y ante tanta referencia cruzada a las casualidades, la física cuántica y no sé que leches

decidí dormirme
dormirme haciendo fuerza, ahora parece que me he peleado contra la cama, tengo rastros de almohada por todos sitios

y he de decir que no ha servido de nada (me imagino resucitando a Freud y a Jung, un poner, y diciéndoles: nada de peleárseme que tengo muchas cosas que contaros y esto de la resucitación me han dicho que sólo nos da para una hora de psicoanálisis…)

Estaría guay elegir que personaje de los libros quieres ser, ser más Charles y menos Kate, o ser menos Soldrum…

Ante este tipo de sucesos mentales conectados (que bonita manera de llamar a las casualidades quizás no casuales o quizás si, si eres Soldrum, pues no, claro) sólo puedo estirarme en la cama y seguir leyendo

o trasladar mi autoanálisis (nada que no resucitan, cachisme) al primer jardín que tenga a mano y con suerte confiar en que el sol me atonte (una zona cerebral distinta a la que yo ya llevo atontada de serie)

también puedo meter el libro en la nevera, como hacían en Friends, pero como es de la biblio me da como cosica

en otra línea de pensamiento diferente tengo activadas las hormiguitas automáticas(calor, verano, sol…ay siempre me pasa igual)…he perdido (de modo inexplicable) la parte de arriba de un bikini y la de abajo de otro y mi portaminas verde

y de momento y hasta que el espacio / tiempo quieran (!) esto es todo

Anuncios