Piedritas en la ventana

De vez en cuando la alegría
tira piedritas contra mi ventana
quiere avisarme que está ahí esperando
pero me siento calmo
casi diría ecuánime
voy a guardar la angustia en un escondite
y luego a tenderme cara al techo
que es una posición gallarda y cómoda
para filtrar noticias y creerlas
quién sabe dónde quedan mis próximas huellas
ni cuándo mi historia va a ser computada
quién sabe qué consejos voy a inventar aún
y qué atajo hallaré para no seguirlos
está bien no jugaré al desahucio
no tatuaré el recuerdo con olvidos
mucho queda por decir y callar
y también quedan uvas para llenar la boca
está bien me doy por persuadido
que la alegría no tire más piedritas
abriré la ventana
abriré la ventana.

Mario Benedetti

Hola…
la gente desde fuera opina, que mihermano está muy bien, que quizás no se ha dado cuenta, que poco a poco, que ya pasará…
que beba agua, que…
la felicidad pega golpes, tira piedras y cartas y teléfonos contra mi ventana, y sonrisas y programas de radio y me duele
resulta que la felicidad me duele
y se me atasca… y me como esas piedras y no veas lo que cuesta sacarlas

porque pienso en dónde estarás, en si existe o no el cielo, pienso que se abre la puerta
te pienso
te pienso
y pensarte es como quererte y pensarte es quererte

y más piedras, canto en la ducha
y más piedras, le hago fotos a lambita con la bufanda puesta
y más piedras, hago planes
y más piedras, estoy viva
y más piedras, sueño cosas

que pensarían de mis sueños los expertos de la pena y frases de libro de autoayuda…sinceramente me importa un bledo

por dentro tenemos una caja oscura, donde nadie entra. A veces le prestamos una linterna a algún valiente explorador, pero aún así la pena es nuestra..

El año que viene sólo podré pensarte y eso me da mucha pena
Este año nos tocamos
Este año nos hablamos
Este año nos reimos
y también lloramos
nos escribimos mails
hicimos planes (porque te iba a tocar el euromillón)
me preguntaste una vez más si tenía novio y te dije que no; ni novio, ni novia, ni perro, ni gato, a mí no me quiere nadie dije riéndome (para pasar por encima el haber dicho novia) y dijiste: yo te quiero

claro que sí
y yo

y el amor no desaparece, se convierte en piedras que chocan contra la ventana
abriré que entre el aire
y cuando tenga miedo, por favor, cogeme la mano.

Anuncios