no puedes negar tus genes
yo también diré: no abráis la puerta a nadie

la llamo y no la coge,y tardo un rato en preocuparme… y cuando vuelvo a llamar, en ese segundo visualizo llamadas que sacan de la cama, sustos infinitos…

me escuecen los ojos y lloro mientras cocino
Estoy bien
bien no es nada
estoy creciendo y eso se nota por dentro, porque duele, a veces también hace cosquillas

son segundos de horror cuando pienso en si…
se me encoge la vida y sólo pienso en ser muy feliz, aquí y ahora

respiro, respiro
como enseñan las profes de la sectal
siempre hay que respirar
se me enganchan las pestañas en los ojos
pero sigo respirando
cierro las manos y busco ese lugar, que existe, que es real…
para no caerme

entonces coges el teléfono y se disuelven las imágenes de terror
¿qué vas a cenar?
huevo frito
pero toma postre, eh
sí, sí

no sé si algún día me olvidaré
no lo sé

y eso me da un poco de miedo

Anuncios